viernes, 19 de abril de 2019

TUS PASOS EN LA ESCALERA. Esperando el fin del mundo que ya está aquí



También podría haberse titulado: “Mientras te espero”, pero quizá este segundo título parecería más de película romántica mientras que el primero queda más abierto/ambiguo y puede abarcar también el miedo  e incluso el terror.

Tiene un comienzo soberbio: “Me he instalado en esta ciudad para esperar en ella el fin del mundo…”. Algo que, en principio, nos parece apocalíptico e improbable y que, a medida que avanza uno en la lectura, se revela como nuestra situación actual y real,  a la vista de las informaciones de cada día.

Cambiar de país, de ciudad y de vida

Mientras espera y pone la casa a punto, el protagonista reflexiona y nos pone al día: sobre él; sobre su pareja, Cecilia, investigadora,  que está fuera; sobre su perra, Luria; sobre Nueva York, su anterior destino; y sobre las diferencias (y similitudes) con Lisboa, su actual hogar… “Este barrio es una aldea en la que se saludan los vecinos y donde puedo comprar Le Monde y el New York Times… dos ciudades atlánticas, cada una con un gran río, con puentes admirables…”.

La rutina diaria

“Los mismos gestos los repito con exactitud cada mañana. Lo primero es servirle la comida a Luria en su cuenco. Mientras se hace el café pongo sobre la mesa los dos manteles, las dos tazas, los dos juegos de cubiertos…En el centro de la mesa pongo alineados el tarro de la miel y el de la mermelada, la jarrita con la leche caliente…”.


El resumen de una vida

“Fui expulsado de un paraíso de vagancia, ensoñaciones y lecturas a los trece o catorce años, y sólo ahora vuelvo a él después de una vida entera de exilio…”. “Soy un aspirante a Montaigne y a Robinson Crusoe y al capitán Nemo…”.

No pienso trabajar nunca más; ni un solo día, ni una hora

“Cuidaré el huerto, cuando lo hayamos plantado. Iré por las mañanas con mi mochila al hombro al Campo de Ourique para hacer la compra. Cocinaré para Cecilia. Ordenaré con más cuidado los libros, los discos y las películas. Le daré a Luria paseos saludables…Me ocuparé de buscar buenas panaderías…”- son algunas de las actividades que se propone.

Me doy cuenta de que tengo muchas menos necesidades de las que creía

“A partir de ahora no nos hará falta gastar mucho dinero. Nos hemos librado de la extorsión continua que es la vida en Nueva York…La ropa y el calzado que tengo me podrán servir con un poco de cuidado para el resto de mi vida”.

La biblioteca es otro almacén de víveres para la espera del fin del mundo

“Es una biblioteca…como para una reclusión indefinida. Y, sin embargo, no hay en ella demasiados libros, quizás no más de trescientos…”. Melville, Faulkner, Conrad, Chéjov y Henry James, Dickinson, Woolf, Carson McCullers, Flannery O´Connor, son algunas de sus joyas. “A Montaigne lo tengo siempre al alcance de la mano”…

Los libros que lee el protagonista

El libro (las memorias) del almirante Byrd,

El suceso no nombrado

El 11 S en Nueva York es el telón de fondo, el punto de fuga. “Aquella mañana que parecía que se acababa el mundo, Cecilia y yo bajamos la supermercado queriendo comprar cosa imprescindibles para una emergencia, por miedo a que sucediera otro ataque que lo trastocara definitivamente todo…Pero qué compra uno si no tiene ni idea de lo que puede suceder…”. “En Nueva York se hizo un gran silencio la tarde del 11 de septiembre porque quedó suspendido el tráfico aéreo…”.

Lisboa y Nueva York se superponen y, a veces, se confunden, son intercambiables en algunos de sus paisajes. “Antes salía a correr por la orilla del Hudson y ahora voy por la del Tajo”.

La crisis ambiental/ El fin del mundo ambiental

“En internet he visto cauces de ríos alemanes que se han quedado secos por el calor extremo y la falta de lluvia…He leído que una de cada ocho especies de pájaros están en peligro de extinción en el mundo…Cada vez más garrapatas, cada vez menos luciérnagas…2017 fue el año récord de emisión de dióxido de carbono a la atmósfera…Veo fondos marinos esquilmados por…los cangrejos verdes…[que] atacan en grupo a langostas mucho más grandes que ellos…”.

“El fin del mundo es un hecho frecuente. En cualquier parte puede estar sucediendo ahora mismo un Apocalipsis. En las selvas tropicales de América millones de ranas amarillas han sucumbido en poco tiempo a un hongo letal…un grupo de islas en el Pacífico…ya ha empezado a desaparecer por la subida del nivel del mar… El incendio Thomas (los grandes incendios  (megafires) ahora tienen nombres, como los huracanes) duró un me entero…El incendio Carr lleva asoladas 66.000 hectáreas… [66.000 campos de fútbol]… En El Salvador las cosechas se han arruinado después de un mes entero con temperaturas máximas por encima de los 41 grados…En Roma…, la población de gaviotas ha crecido en los últimos años hasta alcanzar las decenas de miles”…

Recoge opiniones reales, como la del historiador británico Antony Beevor: “Beevor dice…que el cambio climático va a acabar en este siglo con la democracia en Europa…Dice que el cambio climático lleva años provocando una sequía  irreversible en los países africanos al sur del Sahara…Los europeos votarán cada vez más a partidos racistas y preferirán la demagogia de la seguridad y las fronteras al espejismo desacreditado de la democracia…”.

Un quiebro hacia la mitad de la novela

El libro empieza a derivar en astracanada a partir de la visita al Palacio, y luego, en El cuento de la criada (en el sentido que dijo su autora de que no saldrían inventos ni teorías que no hubieran sucedido ya) y en 1984. “Saben en qué están invirtiendo ahora mismo cinco de cada diez de los hombres más ricos del mundo…? En búnkeres, silos de misiles desocupados, refugios antinucleares de la guerra fría…islas…Estos líderes saben mejor que nadie lo frágil que es la situación en nuestro mundo global hiperconectado…”. El Proyecto de Supervivencia Condo (búnkeres convertidos en residencias de lujo postapocalípticas) te pone los pelos de punta.

Frente a ello, la opción del protagonista (solo al final sabemos que se llama Bruno): ser más autosuficiente, más austero. “De todas las ciudades en las que he vivido, esta es la que me parece mejor equipada para una espera…”.

Yo empiezo a preguntarme: ¿Cecilia está muerta, es real…?  ¿Es él el único habitante del mundo…? ¿Tiene alzheimer, es un paranoico…?  No soy una spoiler. Quien quiera saberlo, que lea el libro. La respuesta está en el contestador automático. En cualquier caso, el final es un final abierto.

Despojarse de todo, también en el lenguaje

Yo no era consciente, pero una alumna del taller de escritura, me lo señala: “El lenguaje de Antonio Muñoz Molina es ahora más sencillo y con frases más cortas que cuando empezó a escribir… “. “Todo lo más simple es de una complejidad inaudita”…Quizá sea un proceso que va con el desasirse de las cosas materiales.

Un libro heredero de Un andar solitario entre la gente

Antonio Muñoz Molina comparte muchas emociones suyas a través del protagonista (le presta pensamientos y sentimientos). Y reúne dos ciudades que han sido esenciales en su vida y en su obra: Lisboa (desde su novela El invierno en Lisboa, publicada en 1987) y Nueva York (Ventanas de Manhhattan).

Lisboa, en concreto, se convierte en un lugar de vuelta, de “regreso a casa” frente a una Nueva York que se le ha ido convirtiendo en agresiva e invivible “La ciudad que me había estimulado tanto cuando la visitaba me aturdía y me angustiaba ahora que vivía en ella…Me desconcertaba la mezcla de amabilidad efusiva y crudeza inflexible…la actitud de ensimismamiento y defensa neoyorquina…”.

Los lugares de Nueva York

El [río] Hudson, el [puente] George Washington, la torre de la Riverside Church…; el brunch de los domingos en el Ocean Grill;…almorzando en La Flor de Mayo, el peruano de la Calle 100, delante del ventanal que da a Broadway…Silver Moon, nuestra panadería de Nueva York…, aquel sitio de Union Square, The Coffee Shop…Las comidas de los sábados en Henry´s…La librería Book Culture de la calle 112…Nuestro Farmer´s Market…

Los lugares de Lisboa

Mascote do Sacramento (restaurante): “sirve el mejor bacalhau á brás de Lisboa”. El jardín del Museo de Arte Antiga…el [Jardín] Botánico Tropical… (el mercado de) Campo de Ourique…el barrio de Graça…el mirador de Nossa Senhora do Monte…”Te llevaré en el tranvía número 18…hasta la verja misma del Jardim Botânico da Ajuda, y en el 25 hasta el Botánico tropical de Belém”…

Sobre la lectura

“La lectura abrevia y distrae el tiempo de la espera”. “Mientras estoy leyendo, el tiempo queda en suspenso”. “Leo dos o tres libros a la vez, según las horas, en distintos lugares…En un grado de grosor descendente están los libros de leer en la cama, y los de llevar en la mochila, o en el bolsillo de la chaqueta”.

Alguna definiciones afortunadas

“Leer es una vagancia sin monotonía”.

“Bioluminiscencia…un poema telegráfico de una sola palabra”.

“…el bronceado como de terracota…”.

SABER MÁS



“…Políticamente, soy un socialdemócrata: defiendo la instrucción pública y la sanidad pública, el respeto escrupuloso de la legalidad democrática, la igualdad de hombres y mujeres, el derecho de cada uno a elegir su forma de vivir y si es preciso de morir dentro de la conciencia de nuestra responsabilidad como ciudadanos. Derechos sin responsabilidades son privilegios; un derecho individual beneficia a la comunidad; un privilegio siempre se ejerce a costa de alguien. Ser progresista no es defender a rajatabla al grupo al que uno pertenece sino vindicar como propias las causas singulares de quienes en principio no son como nosotros. Un progresista, aunque sea hombre, es feminista; aunque sea heterosexual, defiende con vigor el respeto a la condición y la igualdad jurídica de los homosexuales; un progresista se rebela contra el sufrimiento innecesario de los animales y contra el despilfarro de los bienes ambientales que son de todos, también de las generaciones futuras”.



LEER MÁS




“Cada diez años, cortamos el 1% de la totalidad de nuestros árboles sin volver a repoblarlos, lo cual representa el equivalente a la superficie de Francia. De manera que, década tras década, se ha ido borrando de la Tierra una Francia detrás de otra”…








https://elpais.com/elpais/2019/03/22/ciencia/1553275685_962482.html. El cerebro produce miles de neuronas nuevas hasta pasados los 80 años.


https://elpais.com/diario/2009/01/29/necrologicas/1233183601_850215.html. Henry G. Molaison (H. M.), el paciente con amnesia "pura".


lunes, 8 de abril de 2019

LAS INVIERNAS. MOITO XEITO



A veces, una,  buscando otra cosa, encuentra una joya. Es lo que me ha pasado con Las Inviernas. Buscaba, por orden alfabético, varias obras que tenían que ver con el mundo rural.

Vi el título una primera vez: me sorprendió y seguí vagando con la vista por las baldas de la librería. “¡Vaya! No tienen nada” – me desesperé. Y el ojo volvió a recaer en las mismas  extrañas palabras. “Las Inviernas”. Lo saqué para verle la portada: dos mujeres que transportan bultos sobre sus cabezas, de espaldas, en blanco y negro. La foto también me gusta. Transmite.

No conozco a la autora, una mujer: Cristina Sánchez-Andrade. En la solapa leo que es de mi quinta, la de los años 60. Nunca he leído nada de ella, ni creo haber oído su nombre antes. Nacida en Santiago de Compostela.

Mientras empiezo a leer, me viene a la mente una noticia leída hace poco sobre “Las Marías de Santiago”. Incluso pienso en “Las Guindillas” de Delibes, las hermanas de El camino.

“En su obra abundan referencias a la tradición oral” -leo en la Wikipedia. Los títulos de sus novelas incitan a leer: Las lagartijas huelen a hierba, en 1999; Bueyes y rosas dormían, en 2001; Ya no pisa la tierra tu rey, en 2004…


Y yo, sin enterarme de nada…Y Las Inviernas es de 2014, hace ya cinco años…

Al fin, gugleando por ahí, encuentro que sí había tenido un encuentro con la autora: fue en la reseña sobre el diario de juventud de Flannery O´Connor, a su vez un descubrimiento por parte de una de mis talleristas, ahora, amiga.

¡Ah! Y el reportaje de Las dos Marías es también suyo. Al final, una encuentra las cosas cuando las tiene que encontrar…

La novela está dedicada “A mi abuela Isadora, que nos regaló muchas de estas historias”. En el capítulo de agradecimientos, al final, también entre otros, están sus tías, “especialmente María Paz, que heredaron el gusto por contar de mi abuela”. Y su madre, que le acompañó “en busca de los recuerdos de la familia”. 

El telón de fondo: los secretos, rumores y sobrentendidos


Tierra de Chá es el  lugar donde sucede la historia en 1950 (la llegada de Ava Gardner a España para rodar El holandés errante en Tossa de Mar nos determina la fecha), con referencias a momentos del pasado (La Guerra Civil, 1942, 1948…). “Lo nuestro…”.  Lo mío…”.  “Lo que sucedió entonces…”. “Lo que le pasó al abuelo”...- nos van presentando la zanahoria detrás de la cual vamos intentando desentrañar lo que se desvela a cuentagotas. Por momentos, me viene a la mente el tremendismo de Cela, el humor de Don Camilo, las estrategias de Agatha Christie o las ensoñaciones de Cunqueiro. Hacía mucho que no encontraba un argumento y un lenguaje tan originales.

Palabras que he aprendido

Gatipedro, arresponsador, antroido, oblata, rueiro, tecelata, lareira, maestro de ferrado,  (Quien quiera saber lo que significan, ¡que lo busque en el diccionario, como yo!...).

SABER MÁS

https://elpais.com/elpais/2017/06/18/eps/1497737128_149773.html. Querida abuela, columna de Cristina Sánchez-Andrade. “Queda poca gente que converse y sobre todo que escuche como tú lo hacías”…“Tal vez, los secretos que todos escondemos son los que mejor nos definen”.





Otras novelas que quiero leer

María Sánchez (Córdoba, 1989): Tierra de mujeres. “En mi casa, las mujeres no nos regalamos flores, sino ramitos de laurel, perejil o hierbabuena”. "La primera veterinaria de nuestro país, María Cerrato, estudió para poder heredar el oficio y el lugar de trabajo de su padre. Necesitó un permiso del ministro y un certificado médico para cursar una carrera que terminó en dos años”.

https://www.revistacactus.com/la-importancia-de-un-nombre/. La importancia de un nombre, por María Sánchez.


Elvira Valgañón (Logroño, 1977): Invierno.


Lara Moreno (Sevilla, 1978): Por si se va la luz.


Pilar Fraile (Salamanca, 1975): Las ventajas de la vida en el campo.













viernes, 29 de marzo de 2019

TIERRA DE MUJERES. ¿Quién relata las historias de las mujeres rurales? Una contestación a La España vacía.


“¿Quiénes son los que cuentan las historias de las mujeres…?”-se pregunta la autora cordobesa, veterinaria de campo -como se define- en el primer capítulo (Una genealogía del campo). Y continúa: “¿Por qué no son ellas las que escriben sobre nuestro medio rural…?

Enumera los escritores entre los que creció: Miguel Delibes, García Lorca, Julio Llamazares, Ted Hughes, John Audubon, [Rafael] Castejón, [Félix] Gordón Ordás, James Herriot, [Roger Tory] Peterson… ¿Dónde estaban las mujeres…?

“Esta es mi narrativa invisible. Las mujeres de mi casa”.

Un ensayo dedicado “A aquellas y aquellos que trabajaron y cuidaron la tierra y nunca fueron reconocidos. Para ellos escribo”. 

Para deshacer entuertos. “Tropiezo una y otra vez  con esa literatura que nos llaman “granjeros”…, que nos describe desde el paternalismo y las grandes ciudades…”. “Nos idealizan, sí. Pero nos inferiorizan. Porque no nos dejan hablar”. “Estamos hartas de habitar en reportajes de domingo. Cansadas de ser reducidas a personajes de Los santos inocentes”.

Una narrativa que descanse en las huellas

“Nuestro medio rural necesita otras manos que lo escriban, unas que no pretendan rescatarlo ni ubicarlo…Una narrativa que descanse en las huellas… (Una narrativa) que quiere aprender nuestras canciones y nuestras lenguas…que mira, pregunta, cuestiona…que se mancha las manos de tierra y no se avergüenza”.

“¿Y si el problema de la despoblación comenzó por la falta de atención y la constante discriminación hacia todas las mujeres de nuestros pueblos?” -se pregunta una de esas mujeres.

“¿Y si necesitamos un nuevo lenguaje para tender puentes entre el campo y la ciudad? Y si entre todos tenemos  que volver a aprender a nombrar? -se pregunta ella.

Un dato que lo empieza todo

Un día  de 2013 es consciente de que solo un 2´2 % del total de las mujeres oficialmente ocupadas en la España rural  lo está en el sector  de ganadería, silvicultura y pesca.

“Empecé a buscarlas, a querer saber sobre ellas…”. “Mujeres como mi abuela o como mi madre…”. “Las mujeres siguen siendo invisibles aunque estén ahí. Trabajan con ellos y no son titulares de la tierra. No toman decisiones. Pero trabajan todos los días…”.

“En Europa, sólo el 12 % de las tierras está en manos de las mujeres, frente al 61 % que controlan los hombres”-dice un titular de la página de la Federación de Asociaciones de Mujeres Rurales de España (FADEMUR).

No hay un solo tipo de mujer rural

Están las que trabajan solas como ganaderas y agricultoras; pastoras, jornaleras…;”mujeres migrantes que son víctimas de abusos y de explotación”…

La doble discriminación: Mujer y “de pueblo”

“Primero, por su género”. Por ser mujeres. “Pero también por el lugar en el que residen y trabajan”. El campo, el pueblo. “Términos como paleto, ignorante, bruto, simple, cateto, porrino, inferior”... “El medio rural y las mujeres que lo habitan son las grandes desconocidas del territorio”.

Vivimos a costa de nuestros márgenes

María se pregunta, y nos pregunta, a sus lectores: “¿Sabemos diferenciar si un alimento  viene de un sistema industrial? ¿Si esa carne o esa leche o ese queso provienen de ganadería extensiva o de ganadería intensiva? ¿De qué animales proviene nuestra comida? ¿Razas autóctonas? ¿Razas en peligro de extinción?... ¿Nos preguntamos por la persona que hace posible nuestra comida? ¿Por su historia? ¿Por sus condiciones laborales…?”.

Es vehemente y nos pone la realidad ante nuestros ojos. También las posibles soluciones, por ahora reclamaciones: “Es urgente que la PAC [Política Agrícola Común de la Unión Europea] implemente de una vez la perspectiva de género”.

No somos la España vacía

“Somos un territorio lleno de vida. De personas, de historias, de oficios, de comunidades. Somos pastoras, jornaleras, agricultoras, arrieras, aceituneras, ganaderas”. “Hay que nombrarlas una a una” – dice en su blog.

“El medio rural y sus habitantes…necesitan que se los reconozca al fin…que se afronten de verdad sus problemas y sus necesidades". 

Un día de su vida

“Suelo levantarme entre las cinco y las seis de la mañana de lunes a viernes; la mayoría de los días que salgo al campo, no sé a qué hora regreso…¿Qué pasará el día que decida ser madre? Mi trabajo como veterinaria rural lo abarca todo. Escribo por las noches, alguna tarde que me queda libre y, sobre todo, los fines de semana”.

Ya es hora de cambiar la forma de mirar

“Cuando una se para y mira alrededor es cuando realmente aprende a mirar  de forma diferente”.

Que no se pierda la cultura

“¿Cuántos sabemos reconocer un alcornoque, un roble, una encina, un olivo, un chopo, una jara o un fresno? ¿Sabemos qué plantas…pisamos?... ¿Y los pájaros que se cruzan? ¿Vamos más allá de gorriones, mirlos, estorninos, cigüeñas y golondrinas?”.

Ella empieza a recoger en un cuaderno esas palabras “como semillas” de la lengua rural: “Palabras como fardela, el saco o talega de los pastores. Como galiana,  un camino más pequeño de los trashumantes…Como empollo, la primera hierba que nace en otoño tras las primeras lluvias…”. Y las lanza en encuentros literarios o con amigos: “Las palabras desconocidas despiertan preguntas…antiguos recuerdos…”.

Sobre la autora, María Sánchez Rodríguez

Nacida en Córdoba en 1989. Coordina el proyecto Las entrañas del texto  (donde invita a reflexionar sobre el proceso de creación) y Almáciga (algo así como “semillero”), “un pequeño vivero de palabras de nuestro medio rural”. Colabora habitualmente en Carne Cruda Radio con la sección Notas de campo.


“Sólo quiero ser…la mano que recoge semillas de un lado y las esparce en otro”.

http://maria-sanchez.es/. Su página web.

SABER MÁS


https://www.youtube.com/watch?v=JEdf1KvW9Ns. O carro e o home, 1941. Una historia del pueblo sin el pueblo. “La voz que narra no pertenece a ninguno de los campesinos que aparecen en la filmación…En ningún momento escuchamos la voz de los campesinos retratados" [vecinos de la comarca de Lobeira, en Ourense].


https://quefluyalainformacion.blogspot.com/2016/12/la-vida-del-pastor-una-historia-del.html. La vida de un pastor del Distrito de los Lagos. ¿No podría escribir una mujer su versión, La vida de una pastora…?



http://ficcionesdeloreal.blogspot.com.es/2018/01/paseos-de-invierno-en-socabarga.html.  PASEOS DE INVIERNO. A LOS PIES DE PEÑA CABARGA. Ana Lavín, ganadera de Extensivo. De Ganaderas en Red. https://twitter.com/ganaderasenred?lang=es. https://www.youtube.com/channel/UCB6ru0LelkPS2jIuKc-SbFg. Ganaderas...


https://www.eldiario.es/sociedad/Entrevista-rural_0_887512208.html. Más sobre lo rural.“Cuando una escuela se cierra, el pueblo se muere…Dos familias pueden marcar la diferencia”.

Libros escritos por mujeres


Otros

Jenn Díaz. Es un decir (2014).


Laura Giordani. Antes de desaparecer. 2014.


Luz Pichel. El pájaro mudo.




viernes, 22 de marzo de 2019

EL AGUA, ORO AZUL. 22 DE MARZO, DÍA MUNDIAL DEL AGUA


El agua es la vida. Y el agua es un bien escaso. Por eso, su buena gestión  y una conciencia clara de lo que supone malgastarla es fundamental en los países desarrollados donde el acceso al agua no cuesta ningún esfuerzo (no hay que ir por ella con cubos  a muchos kilómetros de distancia).  Las próximas guerras se producirán por problemas con el agua- dicen los expertos.

100 LITROS POR PERSONA Y DÍA, UN CONSUMO SOSTENIBLE


“La sostenibilidad implica aceptar consumos domésticos cercanos a los 100 litros por persona y día”- ha dicho el catedrático de Ecología Narcis Prat. Eso supondría 3.000 litros /persona /mes, o 3 m3 al mes.

Antes, hace unos años, el mínimo, por ejemplo, en Cantabria, eran 40 m3, con lo cual la persona que vivía sola o las que, simplemente, ahorraban, pagaban los consumos excesivos de otras. 

Por ello, uno de los objetivos surgidos a raíz del II Foro Mundial del Agua, fue tratar de establecer para el año 2015 sistemas de pago que reflejaran los costes totales, y reales, del agua.

Analizando nuestra factura del agua

Cojamos una factura del agua en un hogar (unifamiliar). En ella, aparecen, desglosados, el agua que consumes al día (0´055 m3, 55 litros) y los metros cúbicos que consumes en los tres meses que cubre la factura (5 m3).

Es bueno realizar un seguimiento de lo que gastas y lo que pagas al año (haciéndote un Excel o con un listado es fácil y rápido de percibir, además de que suele venir en la factura un gráfico con el historial de consumos).

Así sé que, en 2018, por ejemplo, he pagado 20´9 euros al mes por 2 m3. Si quieres saber lo que se gasta en tu casa por persona, solo tienes que dividir por el número de personas que vivís habitualmente en ella.

 22 de Marzo: Día Mundial del Agua

En 2019, el lema es “Agua para todos”. El Ministerio de Medio Ambiente recomendaba un consumo de 55 litros por día: 25 l. invertidos en saneamiento, 15 litros en higiene, 10 litros para la comida y 5 l.  de agua para beber.


El consumo doméstico de agua por habitante y día y el porcentaje de agua que se recicla, son dos de los principales indicadores ambientales elegidos en muchas de las Agendas 21 Locales puestas en marcha en la actualidad en España.

En la encuesta Eurobarómetro sobre las "Preocupaciones cotidianas ambientales", la calidad del agua de baño y la calidad del agua en general, eran dos de los principales problemas citados por los ciudadanos europeos.

2003: “Agua de consumo humano” en vez de “agua potable”

En marzo de 2003 entró en vigor en España un nuevo Real Decreto 140/2003 que regula la calidad del agua para consumo público. En él, se abandona el término de “agua potable” por el de “agua de consumo humano”. Además, el agua de consumo abarca desde la misma fuente de captación y no solo aquella distribuida al consumidor. 

Se regula por primera vez la presencia de trihalometanos (THMs), una sustancia contaminante hasta ahora no tenida en cuenta. El límite máximo a partir del 1 de enero de 2009, son 100 ug/lm. 

Otra novedad es la determinación de microcistina, una toxina con alto grado de toxicidad producida por cianobacterias o algas cianofíceas.

Desde el punto de vista microbiológico, la nueva normativa establece un contenido de 0 UFC/100ml para Escherichia coli, Enterococos, Clostridium perfringens y coliformes totales. También se sustituyen los coliformes fecales por el indicador más específico “Escherichia coli” y los clostridios sulfitos reductores por “Clostridium perfringens”.

Desde el 1 de junio de 2003, todos los abastecimientos de más de 500 habitantes, están obligados a darse de alta en el soporte informático SINAC.

ACUÉRDATE: Que la puedas pagar, o que no la pagues tú, no significa que la tengas que malgastar.

SI QUIERES LEER MÁS


COSAS QUE HAGO POR EL MEDIO AMBIENTE. Mi lista

-Siempre lleno la lavadora antes de ponerla. Lavo con agua fría y pongo un programa corto (de alrededor de media hora. En la actualidad, nos duchamos todos los días y no trabajamos en una mina de carbón…, así que estamos razonablemente limpios).


-En el baño, he puesto una cisterna con doble tecla, de 3 y 6 litros. En la ducha, una barra termostática, con una temperatura constante de 40 grados y un caudal regulado, ecológico (para que no salga a todo gas). En estas cosas, sí que merece la pena invertir: gastas menos, y ahorras...


-He limitado a 3 mis conjuntos de ropa de cama: 3 juegos de toallas, 3 juegos de sábanas. Un quita y pon y otro de más. No necesito un ajuar como para vivir 10 vidas. Y, cuando uno se me estropee, compraré otro.

-Como menaje de cocina, solo tengo lo que uso: una vajilla de media docena (los que cabemos en mi mesa de cocina), que sirve de diario y de día de lujo. Lo mismo para la cubertería y los vasos. ¿Para qué quiero tres juegos de una docena…? Cuando algo se me rompa, pierda o estropee, compraré ese objeto y nada más que ese objeto.

-En la playa, no estoy un cuarto de hora en la ducha: con una pulsación,  ya basta para quitarse el salitre. Sobre todo: no hace falta limpiarse las plantas de los pies. ¿O es que vas a salir de la playa volando...?

SABER MÁS

Un libro para todos los públicos en forma de narración oral


Que no te confunda su formato juvenil. Nuestros actos tienen consecuencias. Siempre. Y todo influye en todo. En la actualidad, está agotado: a ver si lo reeditan y lo difunden por las bibliotecas públicas.

Algunos enlaces

https://elpais.com/elpais/2019/03/21/planeta_futuro/1553160674_048784.html?por=mosaico. El aguacate que lega a Europa seca Chile. Cada kilo de producto necesita unos 2.000 litros de agua.


https://elpais.com/elpais/2019/03/18/planeta_futuro/1552906008_096764.html?por=mosaico. Naciones Unidas se ha fijado como objetivo para 2030 el acceso universal a agua asequible y limpia. 

https://www.publico.es/economia/tres-ciudades-garantizan-suministro-minimo-vital-agua-vecinos.html. Sólo tres ciudades españolas (Sevilla, Cádiz y Córdoba) garantizan el suministro del mínimo vital de agua (100 litros/día) a sus vecinos.

https://elpais.com/sociedad/2019/03/21/actualidad/1553195204_557568.html.El calentamiento global obliga a cambiar la gestión del agua en España.




https://www.eldiario.es/sociedad/informe-ONU-cambio-climatico-Espana_0_822768393.html . España, empujada a adoptar medidas drásticas tras el informe de la ONU sobre el avance del cambio climático. La Estrategia de Adaptación al Cambio Climático.


http://www.publico.es/ciencias/orcas-y-otros-delfines-europeos.html. Orcas y otros delfines, los más contaminados.



http://elpais.com/elpais/2015/12/30/ciencia/1451472277_280896.html. Las microfibras, la forma de basura plástica más abundante del planeta.


https://www.publico.es/sociedad/medio-ambiente-sector-cosmetico-aprueba-medidas-desechar-mejor-toallitas-humedas.html. El incorrecto desecho de toallitas húmedas desechables genera pérdidas de 200 millones de euros en las redes de saneamiento de España.

http://www.publico.es/ciencias/ecosistemas-mas-amenazados-del-mundo.html . Humedales, los ecosistemas más amenazados del mundo.